+33-1-70-98-61-18
se aplican tarifas telefónicas locales
es /

By continuing to navigate our website, you accept that cookies may be installed in order to allow us to suggest services and offers based on your interests, analyze traffic to our website and to personalize ad content.

Desayuno

No hay nada que nos guste más que nuestros pequeños rituales para empezar bien el día. Ya sea en Francia o incluso en Brasil, todo el mundo tiene su rutina matutina personal. Sin embargo, algunos rituales están fuertemente anclados a la tradición del país.

Breakfast

Desayuno à la française

El desayuno en Francia normalmente consiste en rebanadas de pan (baguette, por supuesto) untadas con mantequilla y mermelada, té y café, todo acompañado de un delicioso zumo de fruta, ya sea naranja, manzana o pomelo; lo que prefiera. Pero nunca sería un desayuno “à la française” sin alguna de esas pastas mundialmente famosas: cruasáns, pains au chocolat (o chocolatines, como se conocen en el sur), empanaditas de manzana, brioches y otros dulces que hacen que el desayuno en Francia sea un verdadero momento de placer.
El “petit-déjeuner”, un término que se utiliza desde el siglo XIX, sigue siendo hoy en día el ritual matutino de los franceses. Mientras que muchos franceses prefieren comerse algo sobre la marcha, otros se permiten el placer de tomar el desayuno en la terraza de una cafetería. No hay nada mejor que empezar el día de una forma tranquila. El tradicional desayuno francés ha estado arraigado durante muchos años a la cultura gourmet francesa.

Breakfast
Brazilian breakfast

Desayuno brasileño: una delicada combinación de dulce con salado

¿Cómo es un desayuno brasileño tradicional? Obviamente, el café no puede faltar, ya que es la importación extranjera más preciada. Fuerte, con leche o con mucho azúcar, existen muchas formas de prepararlo. Y para acompañarlo, no podía faltar el pão francês (baguette) con mantequilla y jamón, mortadela o incluso queso de cabra. ¿Hay alguna alternativa a la baguette? Por supuesto, el pão de queijo (un pan elaborado a base de harina de almidón de yuca con queso) o el yogur con granola. La fruta tampoco debe faltar, como la papaya, el mango o la sandía. Desde Río hasta São Paulo, pasando por Salvador de Bahía, podrá saborearlas dependiendo de la estación del año y de sus gustos, por supuesto.

El brunch conquista el mundo

¿Lo sabía? Con sus raíces en los países anglosajones, el brunch es una combinación de desayuno (br-eakfast) y de almuerzo (l-unch). En los últimos años se ha convertido en una de las tradiciones para el domingo más apreciadas en todo el mundo. Tanto si está en Ámsterdam, Nueva York o Bangkok, siempre podrá encontrar algún brunch a la vuelta de la esquina. Normalmente, en un brunch se ofrecen tartas saladas, tortitas, beicon, salchichas, quesos, pastas, bebidas calientes y zumos de fruta, por lo que dejará satisfechos todos nuestros antojos de dulce o salado. ¿Y usted? ¿Prefiere dulce o salado?

Brunch
Familia y diversión